Seleccionar página
En el imponente marco que ofrece el lugar, se ejecutará esta célebre historia navideña. La cita es el domingo 16 de diciembre, a las 21.30, con entrada libre y gratuita.

La Secretaría de Cultura cierra el año con El Cascanueces, el clásico ballet navideño. Participarán en el cuerpo de baile artistas mendocinos y los primeros bailarines del Teatro Colón, Karina Olmedo y Nahuel Prozzi, como figuras invitadas.

Este clásico del ballet, con música de Chaikcovski y coreografía de Marius Petipa y Lev Ivanov, será puesto en escena en nuestra provincia, con la adaptación coreográfica y dirección de Paloma Riveros y Tamara Garay.

Desde la Secretaría de Cultura se promueve una celebración accesible y abierta a todo público, para que la familia mendocina y turistas ocasionales puedan disfrutar del más alto nivel de nuestros bailarines.

Karina Olmedo

Comenzó sus estudios a la edad de ocho años en la Escuela Nacional de Danzas. A su vez, estudió en forma independiente con Gloria Kazda.

A los catorce años ingresa al Instituto Superior de Arte del Teatro Colón. A los dieciséis se incorpora al Ballet Estable del Teatro Colón, donde le otorgan roles de solista y primera bailarina.

En 1989 obtiene medalla de oro en el Primer Concurso Latinoamericano de Ballet de Buenos Aires y una beca de estudio para perfeccionarse en el centro de Rosella Hightower (Francia).

A su regreso es convocada por Julio Bocca para formar parte de su Compañía de Ballet Argentino, con el cual realizó una extensa gira internacional desempeñándose en roles de primera figura.

En 1992, obtiene, por concurso internacional, el cargo de Primera Bailarina Estable del Teatro Colón. Fue partenaire Igor Zelensky, Faruk Ruzimatov, Manuel Legris, Yuri klevtsov, Carlos Acosta, Luis Ortigoza.

Junto a Maximiliano Guerra ha interpretado Romeo y Julieta, de Mac Millan; Gisell y Don Quijote, en la temporada 1998 del Teatro Colón.

Su repertorio incluye grandes producciones como La fille mal gardée, La Bayadera, Don Quijote, Corsario, El Cascanueces, Coppelia,La Bella Durmiente, Paquita,

Raymonda, Cenicienta, Suite en Blanc, Carmen, Los Cuatros Temperamentos, Romeo y Julieta, Giselle, Apollon Musaguet, Lago de los Cisnes, Napoli, Who Cares, Nuestros Balses, Sinfonia en C, Notre Dame (Roland Petit), La Sylphide (Pierre Lacotte), Eugenio Oneguin (John Cranko), Manon (Mac Millan).

Nahuel Prozzi

Egresa del Centro Polivalente de Arte de la Ciudad de Mar del Plata con el título de Técnico Auxiliar de Coreografía e Intérprete de Danzas Folclóricas Argentinas y Latinoamericanas. Integró el Ballet de Cámara de la Ciudad de Mar del Plata, bajo la dirección de Rubén Chayán.

En 2004, cursa en la Fundación de Julio Bocca, en condición de becado, como proyecto de intercambio. Al año siguiente ingresa, previo audición, al Ballet del Teatro Argentino de La Plata, bajo la dirección de Gustavo Mollajolli.

En 2006, ingresa al Ballet Contemporáneo del Teatro General San Martín, bajo la dirección de Mauricio Wainrot. Realiza la temporada 2007/2008 en el Ballet de la Provincia de Salta, bajo la dirección de los maestros Leandro Regueiro y Liliana Ivanoff.

En 2008, reingresa, mediante audición, al Ballet del Teatro Argentino de La Palta. Actualmente pertenece al Ballet Estable del Teatro Colón. Dentro de su repertorio se encuentra Giselle, Raymonda, El Cascanueses, El Corsario, Espartaco, Carmen, Paquita, el petit pas de deux de la Sylphide, el grand pas de deux de El Quijote, Diana y Acteon, La fille mal gardée, La Bayadera, entre otros.

Sobre la obra

El Cascanueces es un cuento de hadas-ballet estructurado en dos actos, que fue encargado por el director de los Teatros Imperiales Iván Vsevolozhsky, en 1891 y se estrenó en 1892. La música fue compuesta por Piotr Ilich Chaikovski, entre 1891 y 1892. Se trata de su Op. 71 y es el tercero de sus ballets.

En la producción original la coreografía fue creada por Marius Petipa y Lev Ivanov. El libreto fue escrito por Ivan Vsevolozhsky y el propio Petipa, basándose en la adaptación de Alejandro Dumas (padre) del cuento El cascanueces y el rey de los ratones, de Ernst Theodor Amadeus Hoffmann.

La primera representación tuvo lugar el 18 de diciembre de 1892 en el Teatro Mariinski de San Petersburgo, Rusia. La pieza se ha convertido, quizá, en el más popular de todos los ballets en los países occidentales, principalmente representado en Navidad.