Seleccionar página

Parte de la flota que pertenece a la empresa Austral Construcciones S.A. de Lázaro Báez fue entregada a la Municipalidad de Río Gallegos como “depositaria judicial” de las unidades, hasta tanto avance el juicio contra el empresario detenido y se expidan sobre su situación procesal.

Se trata de las primeras 10 unidades de un total de 49 que, por resolución de la Justicia, pasarán a prestar servicios como flota del parque automotor comunal. Camionetas, combis y camiones de carga fueron presentados ante la comunidad con una leyenda en sus laterales “Vehículo recuperado de la corrupción”, como viene sucediendo con gran parte del patrimonio incautado a funcionarios y empresarios con sendas causas judiciales por enriquecimiento ilícito.

El intendente radical Roberto Giubetich fue el encargado de supervisar el operativo en el corralón de Obras Viales del Municipio capitalino donde aseguró que tras ser puestos en condiciones, incluyendo la verificación técnica vehicular y el respectivo seguro, “las unidades comenzarán a prestar funciones en distintas áreas operativas del Municipio”. La Municipalidad de la capital de Santa Cruz no cuenta con la cantidad de móviles necesarios para prestar los servicios básicos en la comunidad y desde el inicio de la gestión, se le reclama que ponga en condiciones las unidades del parque automotor pertenecientes al Municipio, las que presentan un marcado estado de deterioro y abandono.

“En el 2016 solicitamos a la Justicia poder utilizar los medios embargados a la empresa Austral Construcciones y se iniciaron las gestiones. La solicitud se pudo resolver el mes pasado tras la reiteración del pedido que se hizo este año en el Tribunal Oral y Penal que tiene a cargo la causa. Nos entregaron esta maquinaria en carácter de depositarios judiciales para poder ser utilizada para todos nuestros vecinos” señaló Giubetich. La primera entrega incluye dos camiones mixer, un camión volcador, una batea semirremolque, un camión Volkswagen, tres camionetas y dos minibuses.

“Todo lo que podamos sumar para presentar mayores servicios a la comunidad es importante. Este Municipio solicitó recuperar 50 unidades. En los próximos días saldría el oficio para retirar una segunda tanda, en la que recibiremos máquinas viales, entre ellas motoniveladoras, retro, palas y equipo vial. Con la ampliación de la flota, podremos hacer nuestro trabajo en los barrios de la ciudad” aseveró.

Giubetich se presentó ante el juez federal Sebastián Casanello y requirió que le cedieran la maquinaria de Austral para su Municipio. Báez está preso desde abril de 2016 y la semana pasada comenzó el juicio oral en su contra por la causa conocida como “ruta del dinero K”. Toda la maquinaria de Austral, empresa que quebró en julio pasado, está varada, sin uso y perdiendo valor en el predio de la firma constructora, ubicado en el acceso norte a Río Gallegos, sobre la Ruta Nacional 3.

El Intendente de Río Gallegos llegó hasta el Tribunal Oral Federal 4 y solicitó la entrega de las máquinas para avanzar, desde el municipio, con la conclusión y mantenimiento de varias obras. Atento a que ya había existido un antecedente de entrega de material decomisado, el intendente radical pidió hacerse cargo de 49 unidades, que son las que están en mejor estado del paquete que tenía en su poder Austral Construcciones. Giubetich recibirá además por orden judicial -y también en calidad de “depositario judicial”- motoniveladoras, palas cargadoras, fresadoras de asfalto, retroexcavadoras, bateas para transporte de material, una planta de asfalto (para hacer bacheo), once camiones, tres minivans y siete camionetas. La resolución judicial del Tribunal Oral 4 lleva la firma de los magistrados Néstor Guillermo Costabel, Pablo Daniel Bertuzzi y María Gabriela López Iñiguez, todos ellos jueces de Cámara.