Seleccionar página

Por una nueva fecha de la Primera B Nacional, Independiente empató 1 a 1 con Defensores de Belgrano en Nuñez.

Un empate justo para la Lepra, que se adelantó en el marcador promediando la segunda mitad tras un letal disparo de tiro libre de su lateral izquierdo Dematei, pero que sufrió pocos minutos después el tanto de la igualdad por una gran definición del delantero del Dragón Pérez Guede. La unidad sirve no solo para sumar sino para sostenerse en las posiciones de vanguardia de campeonato de ascenso más importante del país.

Un entretenido primer tiempo llevaron a cabo Defensores e Independiente, con una premisa como estandarte; usar la mitad de cancha solamente como espacio de transición, así los volantes de ambos equipos se sumaron al ataque en casi todas las ocasiones propicias de gol que existieron y que contaron con los arqueros como seguros guardianes de sus arcos

El Azul tuvo un par de chances desequilibrantes, a las que quizás le faltaron más exactitud en las puntadas finales y otro tanto expuso el Dragón, que mayormente en concluyeron en las manos del Pity Aracena.

En la segunda parte se bajaron un tanto los decibeles y ya los mediocampistas fueron más consecuentes con su accionar y dominaron cada lugar de la cancha, una clara hubo para el local, que el travesaño terminó salvando providencialmente tras un disparo de Tissera y la Lepra buscó de contra con una corrida de Lucero que por poco no concluyó en la apertura del marcador.

Apertura que se hizo presente para Independiente con un formidable disparo de tiro libre de unos 20 metros ejecutado por Dematei, que se clavó en el ángulo superior derecho del uno del Defe. Tremendo gol leproso que volvió a abrir el juego ya en todos los conceptos ofensivos.

El local fue por el empate y lo pudo conseguir a los 30 con un remate perfecto de Pérez Guede tras un derechazo que se metió en la cueva derecha defendida por Aracena, que a pesar de su esfuerzo no pudo detener. 1 a 1 y las cartas abiertas hasta el final del juego.

No se pudieron lastimar en ese tramo de conclusión y repartieron finalmente puntos en forma merecida, volviéndose el azul a Mendoza con la satisfacción del deber cumplido en cuanto a entrega y codicia ofensiva.

Fotos: Prensa Independiente Rivadavia