El tiempo - Tutiempo.net

Diego Stigliano: entre el humor, el juego y lo absurdo

Sep 21, 2020

Por TANIA STUMBERGER / Diego Stigliano, el artista que se debate entre el humor, el juego y lo absurdo, nació en Buenos Aires. En Capital Federal y actualmente reside en Vicente López. Vive en una casa grande con sus mascotas.

-¿Qué recordás de tus primeros momentos en el arte?

-Empecé dibujando, me gustaba la caricatura cuando era niño. Hice un taller de pintura a los 15 años, allí estudié lo básico, naturaleza muerta en óleo y dibujo. Entré a la escuela Fader pero no seguí pintando porque estaba enganchado con el dibujo, las caricaturas, ilustración y comics. Recién entre los 17 y los 18 años empecé a interesarme por la pintura. A los 18 me compré unos óleos y comencé a pintar solo. Después estudié Diseño Gráfico.  

-Estuviste viviendo unos años en Mendoza, ¿Qué te pareció trasladarte de Buenos Aires a Mendoza?

-Fue dura la mudanza pero me gustó vivir en Mendoza. Me llevé bien con la gente. Es muy distinto de Bueno Aires.

-¿Pudiste integrarte a la colectividad artística de Mendoza?

-Sí, participé de concursos de arte. Pude integrarme bastante rápido a la colectividad artística. Expuse en varios lugares, como el  MMAMM, ECA, Oficina de Arte y otros espacios. Tengo muy lindos recuerdos de esa etapa.

Habitación Verde.

-¿La geografía de la montaña influyó en tu obra?

-Sí, influyó. Me gusta mucho y yo ya había ido a Bariloche y El Chaltén a incursionar dentro de la montaña por los senderos, lo que le dicen trekking. En Mendoza fue más avanzado porque practiqué montañismo subiendo a varios cerros. Me encanta,si, aunque ahora prefiero el ascensor. 

Limonada.

-¿Cuál fue tu motivación para pensar en ser artista?

-Fue surgiendo solo, desde niño dibujaba. A los 17 empecé a ver obras de arte. Me empezaron a interesar los artistas más clásicos, los más famosos. Como Bacon, Rothko, Rembrandt. Edward Hopper me gustaba mucho. Y Henri Rousseau, que hasta el día de hoy me sigue encantando. Me inspiraron y esto me llevó a pensar que quería ser pintor.

Mayonesa.

-¿Qué es lo que desarrollás en tu pintura?

-Un poco antes del año 2000 me metí en un estilo influenciado por un movimiento que se llama Lowbrow, (Bajo Arte). Que tiene sus orígenes en California,  a fines de los años 70. Un movimiento underground  que tiene como inflencia el comix, los tatuajes, la ilustración, y la música punk  .  Son más que nada figurativos, delirantes, surrealistas. El Lowbrow, en general, nunca estuvo aceptado por el corpus del arte, rechazado en premios y galerías, solo hay algunas excepciones. Hasta el día de hoy está marginado. Esto me llamó la atención y en un principio lo hacía  inconsciente. Después me di cuenta que lo que yo estaba haciendo tenía relación con eso, por mi historia con el comics, la ilustración, el skate etc. Esto no es completamente lo mío, pero me sigue influenciado.

Mondo Stigliano, entre el juego y lo absurdo.

-¿Cómo se llama el movimiento que producís?

-Está ligado al surrealismo pop, o lowbrow, donde están los artistas que manejan mucho lo absurdo y sarcástico. 

Akenaton.

-¿Cómo has transitado por las exposiciones?

-He pasado por varias etapas, ganando algunos premios en pintura y dibujo. Ahora vuelvo a introducir cosas de la caricatura dentro de las pinturas. Lo que lo hace un poco más chocante tanto para el arte contemporáneo como para el arte moderno.

Arrojo.

-¿Cómo interpretas y expresás tu arte?

-Tiene bastante de juego, de humor. Humor negro, lo absurdo. Boceto en papel primero, tratando de hacerlo lo más inconsciente posible, sin sentido. El proceso es largo (en las pinturas) y va cambiando con respecto al boceto mientras las voy desarrollando.

Mono.

-¿Y cuál es tu búsqueda en tus obras?

-A principio del año 2000 hacía muchos robots, quería expresar una sociedad media idiotizada, como sin alma. Una sociedad que sigue ciertos mandatos, maniobrable. Es una manera de verla de forma crítica. Ahora me inspiro en otras cosas, algo de surrealismo, ciencia ficción, humor oscuro, y pop esotérico.

Repo Man.

-¿Haces instalaciones?

-Hice algunas cosas parecidas en Mendoza. Unas pequeñas instalaciones en un grupo que se llamaba Arte Chimbolo. La hicimos con otros amigos. Igual las instalaciones no son lo mío, sino la pintura, el dibujo. Y ahora estoy haciendo una especie de esculturas.

Deformes bosque.

-Trabajaste mucho tiempo en Billiken, ¿Cómo fue tu experiencia y como te contrataron?

-En el año 98 mandé mis muestras a la editorial Atlántida. Les gustó y empecé a trabajar allí de forma FreeLancer, desde mi casa. Estuve trabajando por 20 años. Al principio era divertido y, con los años, fue más monótono. Después de un tiempo la editorial tuvo problemas, y me fui. De todos modos también trabajé en otras editoriales donde hacia manuales y libros para niños.

-¿Cuál es tu vínculo con otros artistas contemporáneos?

-Mis amigos son todos artistas o están relacionados con eso.

Pic nic.

-¿Qué pensás sobre el hombre y la mujer en el arte?

-Como pasaba en otros ámbitos la mujer por mucho tiempo no podía acceder tanto. Pero ahora parece que es todo más parejo. Es un tema complejo. 

Trompetas.

-¿De qué manera consideras al público para que se encuentre con tus obras?

-Mis obras las pueden encontrar por Instagram @mondo.stigliano y Facebook.

-¿Cómo son tus días? ¿Cómo es tu trabajo viviendo solo?

-Desde el año 98 que trabajo solo. Tiene sus pro y sus contra. Estoy acostumbrado, pero ahora en este oscurantismo medieval, se complica bastante, está muy difícil. Vivir en argentina ya era sofocante, y con esto, bueno, peor. Pero si criticás o dudas de cosas que está pasando, sos un hereje, un terraplanista o cualquier otra estupidez.

Vívora.

-¿Qué otras actividades realizás?

-Ahora solo arte, ejercicios, escuchar música y lavar platos.  

-¿Si tuvieras que definirte con una frase cuál sería?

-Que dificil….un poco obsesivo, absurdo y crítico. No me gusta quedarme con la primera opinión.

Comentá la Noticia

comentarios