Seleccionar página

Japón es bicampeón asiático y fue campeón mundial en 2011 y subcampeón en 2015. Argentina está en un proceso de reconstrucción y por eso no resultó extraño que las chicas argentinas y el entrenador Carlos Borrello festejaran el 0-0 como un triunfo. 

El entrenador del seleccionado argentino femenino, Carlos Borrello, se fue muy conforme. (AP Photo/Alessandra Tarantino)

El empate se sintió tanto como una victoria que lo hizo cometer un furcio al entrenador argentino. «Esta victoria (sic) es un envión anímico para seguir. Ahora a descansar y pensar en el próximo partido», expresó Borrello. Tal vez quiso referirse a que una igualdad con Japón significó un triunfo en lo anímico para seguir afrontando la competencia en París.

Las jugadores argentinas y el desahogo del final tras hacer un gran esfuerzo contra el equipo japonés, campeón mundial en 2011.  (AP Photo/Thibault Camus)

Luego Borrello comentó por qué armó un planteo con acento en lo defensivo: «Sabíamos que si nos abríamos nos podían hacer daño. Por eso nos resguardamos durante el partido». Y cerró con una expresión de deseo: «Ojalá sea el inicio de un fútbol profesional femenino en Argentina. Espero que esto entusiasme a todos para empezar a crecer».

También habló Estefanía Banini, la jugadora que lleva la 10 en su espalda y la cinta de capitana en su brazo izquierdo. «Jugamos con una potencia mundial y reflejamos la fortaleza de la mujer argentina», sentenció la mendocina, que el 21 cumplirá 29 años y fue elegida mejor jugadora del partido.

Y agregó: «Sabíamos que Japón era superior a nosotras. Es una potencia mundial. Pero le hicimos un partido parejo y estamos contentas por rescatar el punto. Hicimos un esfuerzo grande, corrimos mucho».

Banini en acción. Mostró cosas interesantes la 10 argentina. (Photo by Lionel BONAVENTURE / AFP)

Luego Banini volvió a destacar la importancia de este empate: «Significa mucho porque nos da esperanzas. Nos vamos muy contentas y  esperemos que sea un primer paso para un futuro muy grande para Argentina». Y remarcó: «Tenemos que jugar con la cabeza como lo hicimos con Japón y seguir jugando partidos inteligentes, defender bien. Ahora vamos a descansar y a pensar en el próximo encuentro». Ese próximo partido será Inglaterra, nada menos, este viernes.

Comentá la Nota

comentarios