Seleccionar página

Independiente Rivadavia cayó por 2 a 0 con Sarmiento de Junín, en el partido de vuelta de las semifinales del Reducido de la Primera «B» Nacional. La derrota en Mendoza obligaba al elenco mendocino a ganar por dos goles, pero no se le dio.

El Azul no pudo con el Verde juninense y se quedó en las puertas de luchar por un lugar en la Superliga argentina. Hizo un partido aceptable aunque se topó con un rival, que no cometió ningún error en el fondo y fue efectivo en el campo Leproso.

#BNacionalEnTyCSports
¡GOL DE SARMIENTO Y FINAL! Castro marcó el 2-0 para la victoria ante Independiente Rivadavia y pasó a la final del Reducido para buscar el ascenso a la #Superliga pic.twitter.com/J6cz6ta9sH— TyC Sports (@TyCSports) 25 de mayo de 2019

Gómez había apostado por un tridente ofensivo que nunca supo cómo encontrar espacios ante un compacto equipo que por nombres y lo hecho durante el torneo regular, mostró chapa  para justificar su clasificación.

En el complemento, ya con el reloj en contra, la Lepra tuvo tres veces en los pies de Nicolás Quiroga (ingresó desde el banco) un gol olímpico que ahogó en reiteradas ocasiones el arquero Vicentini.

Después de eso, le costó mucho a Independiente aproximarse al área y para colmo a los 27″ un cabezazo de Luis Garnier se transformó en el primer tanto del local.

Con la mochila de alcanzar tres goles en 15 minutos, el equipo quedó descompensado y sobre el cierre Nicolás Castro se encargó de sentenciar el marcador.

Independiente recuperó el protagonismo que supo tener en su rica historia de 106 años de vida. Quedó en las puertas de una final por un ascenso con un presupuesto austero y jugadores de la casa en su mayoría. Tras años de desgracias, hoy puede decir que dio vuelta la página y su popular hinchada puede ver el futuro con otros ojos.

Comentá la Nota

comentarios