Seleccionar página
Para Año Nuevo se incautaron 300 kilos de explosivos en los distintos departamentos de la provincia.

En el marco de los festejos por Navidad y Año Nuevo, la Policía secuestró una importante cantidad de elementos pirotécnicos en toda la provincia.

En total, se labraron más de 40 expedientes donde se incautaron 650 kilos de pirotecnia a lugares que estaban comercializando de forma ilegal.

Para Año Nuevo, el personal del Registro Provincial de Armas (REPAR) secuestró 300 kilos de explosivos en los distintos departamentos de la provincia.

Como parte de dicho operativo, el pasado lunes, efectivos policiales secuestraron 50 kilos de pirotecnia en Guaymallén.

Dicho procedimiento se realizó a tras una investigación que se inició por un aviso de venta en Facebook donde se promocionaban productos pirotécnicos.

De acuerdo a los datos obtenidos, el vendedor coordinó por Whatsapp la entrega del producto en una plaza de dicho departamento.

De esta manera, tras pactarse la entrega en ese lugar, el vendedor se presentó en una camioneta Partner transportando una gran cantidad de pirotecnia, incluido material prohibido contemplado en la Ley Provincial 8632/13.